FANDOM


Y mas Selva

La tormenta iba y venía mientras marchaban al sur, de a momentos rastreando, de a momentos a paso apurado. Viajaron bastante hacia el sur hasta que encontraron un cenote, un gran agujero en el piso que por lo que les conto Aelos eran utilizados con fines mágicos y solían estar conectados a pasadizos y túneles. Sorprendidos por el hallazgo pero sin entender muy bien cómo podría ayudarlos siguieron en viaje hasta que se encontraron con un rio bastante ancho y caudaloso. Un poco perdidos le pidieron al stolasi que volara para ver si podía encontrar un camino, después de aterrizar les conto que bastante lejos hacia el este había unas montañas, de donde parecería provenir el agua del rio y bastante más cerca vio una línea oscura extendiéndose sobre el rio que sospecho podría ser un puente, hacia el oeste se llegaba a ver el mar. También confirmo que hacia el sur se notaba la falta de árboles que podría indicar la presencia del pantano que buscaban.

Decidieron moverse hacia la línea oscura que había visto Aelos. Cuando estaban ya en las cercanías del puente la pantera que estaba llevando al reuves empezó a denostar un malestar, pensando que era por la molestia de llevar el peso del pequeño ladrón este se bajó. Un poco más cerca se encontraron con lo que pensaron era un montón de troncos tirados en el piso pero cuando ya estaban demasiado cerca notaron que estos troncos se movían. La mayoría del grupo trato de mantener el sigilo y retirarse pero Fortus, el Learco, en lo que todavía no se sabe si fue un momento heroico o de tremenda estupidez se lanzó al ataque contra el enorme grupo de feroces reptiles, al ver esto la pantera que los acompañaba seguida de un pequeño borrón frenético de pies y manos subieron al árbol más cercano, Aelos hizo lo mismo en un árbol cercano a donde estaba, Brahul tomo una posición de ataque a distancia desde donde tenía buena visibilidad de casi todos los enemigos y Ketarios preparo su lanza para cargar contra el enemigo más cercano.

Así empezó una sangrienta pelea, los primeros cocodrilos cayeron rápido o escaparon mientras volaban jabalinas, flechas, lanzas y hachazos pero a medida que se iban acercando y rodeando a Fortus y Ketarios el desenlace se veía cada vez más oscuro. Aelos trato de atacar a uno de los cocodrilos solo pero este trabo uno de los brazos del hombre búho entre sus enormes mandíbulas y lo zarandeaba sin que pudiera escaparse. Fortus, Ketarios y Brahul seguían repeliendo cada vez con mayor dificultad el grupo más grande de enemigos. Sehan, al ver que Aelos estaba en una mala situación dejo su posición elevada desde la que estaba hostigaba a los cocodrilos a flechazos para acercarse al atacante y llamar su atención, esto no duro mucho ya que al tornar su atención hacia el pequeñejo el cocodrilo logro derrumbarlo y empezó a arrastrarlo hacia el rio. Para entonces la gran mayoría de los cocodrilos estaba muertos o en retirada pero al ver que la situación era un poco más desesperada de lo que pensaba Aelos utilizo su hechizo para pacificar a los cocodrilos restantes. El grupo entonces se tomó un tiempo para recomponerse de la paliza que habían recibido.

Una vez emparchados se dirigieron hacia el puente. Este era simplemente un largo tronco musgoso y húmedo tirado entre las 2 riberas. Varios de los aventureros notaron que estaba lleno de marcas de garras, probablemente de los learcos que estaban persiguiendo y que el cruce no sería fácil por lo que deberían tomar precauciones para evitar caerse y ser llevados por la violenta corriente. Fortus recordó que en la mochila que había procurado de sus captores había alrededor de 15 metros de soga pero Aelos, que había cruzado el rio volando remarco que necesitarían una cantidad bastante mayor de soga para poder asegurarla a los árboles que estaban en cada extremo del puente. El grupo entonces comenzó el esfuerzo de juntar lianas y corteza para separar en fibras y fabricar más soga. Gracias al esfuerzo colectivo pudieron fabricar cantidad suficiente y al parecer bastante resistente. Ataron un extremo en un árbol cercano al lado norte del puente y Aelos voló hacia el lado sur en donde aseguro el otro extremo y permaneció sosteniendo la cuerda en el caso de que fuera necesario pescar a alguno de sus compañeros. Decidieron cruzar por peso, el primero fue Sehan, quien tranquilamente pudo cruzar utilizando el pasamanos improvisado. Brahul paso segundo con bastante seguridad luego Ketarios, el que cargaba más peso, quien casi se resbala al final pero llego sano y salvo. Por ultimo Fortus desenvaino sus garras y, al igual que sus hermanos learcos, cruzo aferrándose al tronco. Cuando estaba casi por terminar de cruzar el puente empezó a deslizarse del barro en el que se sostenía y cayó al agua pero Fortus, que se trasladaba con buena velocidad pudo saltar con suficiente impulso como para llegar al otro lado.

El grupo estaba cansado y golpeado pero sabía que este era el tramo final, el piso estaba repleto de las huellas borroneadas de la compañía de Learcos. Mantuvieron el paso por un tiempo, en el camino Fortus les advirtió que cuando estuvieran cerca del campamento era muy probable que haya una patrulla. Con este conocimiento se acercaron un poco más y cuando creyeron estar lo suficientemente cerca idearon un plan para eliminar a la patrulla, Sehan y Brahul se acercarían lo más que pudieran al grupo de learcos, los atacarían y los atraerían hasta un punto en donde el resto del grupo prepararía una emboscada. Una vez preparadas las trampas, Ketarios, Fortus y Aelos se escondieron entre las ramas y los arbustos.

Sehan y Brahul se movilizaron sigilosamente hasta encontrar a la patrulla, que por lo que veían ahora estaba formada por 5 learcos. Una vez visualizados se hicieron señas para sincronizar el ataque y dispararon, Sehan fallo miserablemente y Brahul le rozo el hombro a uno de ellos. Apenas las flechas habían despegado de los arcos huyeron a toda velocidad. Los learcos, bastante enojados, emprendieron la caza. Algunos en 2 patas otros en 4. La persecución duro un tiempo considerable, en el cual hubo varios tropezones, traspiés y golpes. A pesar de esto el reuves y el orco pudieron mantener una distancia considerable hasta que casi llegando al lugar de la emboscaba un jabalí que se encontraba en las cercanías los enfrento y cargo contra ellos. Por poco pudieron esquivarlo aunque cuando llegaron al lugar de la emboscada el jabalí activo una de sus trampas y los learcos que estaban al frente, al darse cuenta de esto, se detuvieron. No así con los que venían más rezagados de los cuales uno fue inmovilizado y otros 2 llegaron a posicionarse perfectamente dentro del rango de ataque del grupo que los estaba esperando.

Los primeros golpes fueron devastadores para los 2 learcos que cayeron en la emboscada tanto así que sucumbieron en los primeros segundos del enfrentamiento, la rabia de los learcos restantes los llevaron a atacar por más que estuvieran superados casi 3 a 1 y atacaron ciega pero brutalmente y si bien lograron infligir daño considerable y derribar a Aelos ambos cayeron prontamente. Mientras tanto el Learco restante, atrapado en una de las trampas era asediado por el aliado felino del grupo mientras revoleaba su hacha rabiosamente intentando asestar algún golpe pero al ser rodeado por el resto del grupo y en un estado deplorable se desplomo al piso casi inconsciente.

Terminado el combate Ketarios noto que Aelos se encontraba inconsciente en el piso cerca de 2 learcos abatidos por lo que corrió hacia el montón de plumas y sangre y con el acotado conocimiento de medicina que adquirió durante su entrenamiento pudo hacer lo suficiente para sacarlo de peligro.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar